Plantean desafíos que acarreará el tren rápido Santiago-Valparaíso

July 26, 2018

El Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones está analizando actualmente el proyecto Tren Valparaíso Santiago (TVS), que impulsan China Railway Group Limited, Sigdo Koppers y la consultora Latinoamérica Infraestructura. Este consorcio busca que esta iniciativa, sin costo para el fisco, sea adjudicada directamente por parte del Gobierno, vía Ley de Ferrocarriles. Sin embargo, en otro frente están los impulsores de otros proyectos similares que buscan que se abra una licitación pública internacional.

 

 

 

Lo concreto de todo esto, a juicio de la concejala por Viña del Mar Macarena Urenda, es que por primera vez se está analizando seria y concretamente por parte del Gobierno la construcción de este tren, que permitiría unir Santiago y Valparaíso, pasando por Viña del Mar, en tan sólo 45 minutos, con trenes que viajarían a 200 kilómetros por hora, “lo que nos obligará a prepararnos ante los desafíos que aquel cambio radical contempla para nuestra zona”.

 

Para Urenda, quien también es presidenta de la Comisión de Turismo del municipio de la Ciudad Jardín, este proyecto “sin duda subirá de forma importante la cantidad de turistas que nos visitarán, ya que no será necesario esperar los fines de semana largo porque ahora muchos santiaguinos viajarán cómodamente el viernes para regresar de manare rápida los domingos al anochecer”, agregando que “esto aumentará drásticamente la demanda por alojamiento y servicios, así como la adquisición de inmuebles para segunda vivienda, por lo cual, podríamos vivir un aumento importante en la construcción y mano de obra que debemos saber asumir con rapidez”.

 

Asimismo, la concejala alertó sobre las externalidades negativas. “En el día a día este tren aumentará significativamente el flujo de personas lo que puede ocasionar el colapso de algunos servicios, como el transporte, o aumentar los niveles de inseguridad de las zonas aledañas a la estación. Sabemos que las aglomeraciones de personas permiten aquello, por lo cual, habrá que doblegar los esfuerzos en materia de seguridad en dichas zonas, como también en materia de resguardo de las segundas viviendas, situación que ya estamos viendo, ya  que quedan solas gran parte del año”, sostuvo la edil.

 

Urenda subrayó que “con estos desafíos, que sin duda aumentarán cuando este tren esté en funcionamiento, es que tendremos consecuencias positivas con su funcionamiento, pero también debemos entender que con esta veloz conectividad Viña del Mar y Valparaíso ya no serán los mismos, porque acercaremos drásticamente la Región Metropolitana a la costa y debemos estar preparados para ello”.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload