TENLOVE LA PRIMERA APLICACIÓN DE CITAS PARA PERSONAS SOBRE 50 AÑOS AUMENTÓ EN UN 96% SUS USUARIOS

Durante estos últimos 7 meses de pandemia las aplicaciones han sido vitales para mantenernos conectados, y sobre todo para los que están en una etapa de la vida en la que la mayoría son separados, viudos y ya no viven con sus hijos. Estamos hablando del segmento sobre los 50, 60 y 70 años, quienes gracias a la aplicación TENLOVE, creada en Chile por la startup TEN y con alcance en toda Latinoamérica y el Caribe, tienen la posibilidad de sentirse menos solos y conocer personas.




Desde marzo a la fecha los usuarios activos de TENLOVE han aumentado en un 96%, es decir, casi se han duplicado. Ésta es una cifra que evidencia la necesidad que también tiene este segmento de edad de encontrar el amor y generar nuevos vínculos. En el canal de Youtube de TENLOVE (https://bit.ly/3nxfH0U) hay videos disponibles en los que se explica cómo crear una cuenta, y recomendaciones de cómo hacer un perfil atractivo para conseguir más match con personas afines a los gustos e intereses de cada usuario.

¿CÓMO NACIÓ TENLOVE? Los fundadores de la startup chilena TEN, Nicolás Pino y Paula Herrera, comenzaron con un fin muy determinado: crear un impacto positivo en la sociedad a través de la tecnología. Estos profesionales con basta experiencia en el área retail, comenzaron definiendo el propósito antes que la solución o el producto, pensando en los problemas que necesitaban solución, y el primero que surgió y el más potente que ellos detectaron fue la soledad en la tercera edad. “Ésta es algo tan grave que se comprobó con estudios clínicos que produce mayor mortalidad que fumar 15 cigarrillos diarios o que la obesidad, y nosotros quisimos hacer algo al respecto”, cuenta Nicolás.


La soledad se ve afectada por muchas variables, y una de ellas es la pareja, y ahí es donde TEN vio que podía usar la tecnología para conectar personas mayores de 50, 60 y 70 años. “Definimos nuestro primer propósito como startup con la aplicación de citas TENLOVE, la que pretende que la edad no sea una limitación para encontrar una nueva pareja, conectando a personas que de otra manera no se habrían conocido en la vida real”, explica Paula.

TEN PRESENTA UNA “NUEVA FORMA” DE HACER EMPRESA EN CHILE En el pasado las empresas se creaban para generar ingresos. Siempre la mirada fue para adentro, se definía un producto, un precio, un lugar donde venderlo y luego se promocionaba. Y esto funcionó por mucho tiempo en una sociedad con necesidades más básicas, pero hoy las personas esperan más, exigen más. “Ya no es tolerable que una empresa destruya un ecosistema para llevar a cabo su negocio, o que exista el maltrato animal (pruebas dermatológicas de la industria de la belleza por ejemplo), o que las personas que trabajan en ellas no tengan condiciones justas a su trabajo, o que exista diferencias entre hombres y mujeres. Estas empresas les enseñaron a competir y no a colaborar, esto genera desconfianza, miedos y baja tolerancia al riesgo lo que va en contra de la creatividad y el progreso sustentable”, opina Nicolás Pino.

En el caso de TEN y dentro de su práctica como “nueva empresa”, ellos no creen en estructuras piramidales, sino que buscan algo más horizontal, que les permita actuar con rapidez y aprovechar de mejor manera las habilidades y experiencias de cada uno. “Es importante tener un objetivo común y entender que la suma de todos logra un mejor resultado”, explica Nicolás Pino.

Desde el lado empresarial, en TEN trabajan 15 personas, “y hasta ahora ninguno recibe un sueldo, porque todos están convencidos de la causa, del proyecto y están apostando a que construiremos algo grande. Porque sabemos que si logramos integrar a nuestro equipo personas que tengan pasión por lo que hacemos, su compromiso y entrega será muchísimo más alto y va más allá del sueldo. Creemos que esto hace mejores empresas, más rápidas, más valientes y más entretenidas”, explica Nicolás Pino. Paula también cuenta qué compañías son una importante referencia de esta “nueva forma de hacer empresa”. “Puedo dar muy buenos ejemplos, como Apple (Think Different) o la chilena NotCo que buscan crear alimentos saludables pero con el mismo sabor. Startups como Fintual dan 7 semanas de vacaciones a sus colaboradores, porque entienden lo relevante que es que las personas sean felices. Estas son decisiones jugadas que nos encantan y nos hacen mucho sentido. Las startups por lo general son muy colaborativas, y entre emprendedores es casi un código ayudarse, sin tantos miedos de esconder información porque me pueden robar una idea. La colaboración es el futuro”


PRÓXIMAS SOLUCIONES La startup TEN ya está trabajando en el desarrollo de una aplicación de trabajo, también para personas sobre 50 años, y en eventos físicos, los que consistirán en encuentros presenciales dirigidos por un anfitrión y con un grupo limitado de personas, para que los mismos usuarios de la APP y miembros de la comunidad puedan conocerse físicamente, en un entorno seguro e íntimo. “Ya lanzamos una especie de teaser de esto en redes sociales y la idea reventó, ya que todos dijeron que irían a estos encuentros. Queremos crear estos espacios para que este segmento puedan conocer gente en cuanto sea posible”, cuenta Nicolás Pino.